viernes, 5 de julio de 2013

Un día mas, un día menos.

Todos los días,el mundo se levanta planeando que hacer, como hacerlo, que vas a esquivar, a que le vas a dedicar mas tiempo, siempre pensando que todo va a pasar tal cual paso la semana pasada o la vez anterior. Personas que vas a ver, papeles que llevar o traer, todo como una "serie". Casi una serie finita y hasta repetible infinitamente.
Yo no quiero ser parte de ninguna serie de cosas que hacer en el día de nadie.
El día no puede ser planteado como mil cosas para hacer, es un día para vivirlo, respirar, disfrutar, no para andar de un lado a otro, como si no hubiera un mañana.
No es vida, no se puede levantar cada día con una carga de cosas para hacer. No se puede planear disfrutar una cosa así.
Dejarse llevar, es casi placentero hoy por hoy, entre las "series" de los demás. Lo que surge es, muchas veces, mejor de lo que uno puede esperar. Pero claro, nadie tiene tiempo para esperar.
Yo creo que la clave esta en esto, por algo en todos lados dicen "vive día a día".
Todos queremos volver a ser niños, pero nadie es capas de ver Que cosas, que hacíamos de pequeños, era lo que nos hacia ser feliz. Esto definitivamente forma parte de la lista de lo que vivimos.


*Viejas notas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Entradas populares